Catar llevará ante la Justicia a los responsables de los exámenes ginecológicos forzosos en Doha

El Gobierno de Catar anunció el pasado viernes a través de un comunicado oficial que llevará ante la Justicia a los responsables de los exámenes ginecológicos forzosos que sufrieron unas pasajeras en el aeropuerto de Doha. «Los responsables de estas violaciones serán y acciones legales serán llevados ante la Fiscalía», reza el comunicado.

El propio Gobierno catarí denunció hace unos días los hechos y ordenó una investigación de lo ocurrido. «Si bien el objetivo de la búsqueda urgente era evitar que los autores del horrible crimen escaparan, el Estado de Catar lamenta cualquier angustia o vulneración de las libertades personales de cualquier viajero provocada por esta acción», comentó la Oficina de Comunicaciones.

Un bebé, encontrado en un contenedor

El pasado 2 de octubre fue hallado un bebé recién nacido en una bolsa de plástico, escondido en un contenedor del aeropuerto de Doha. «La niña fue rescatada en lo que pareció ser un impactante y espantoso intento de matarla. La bebé ahora está a salvo bajo atención médica en Doha», informó el Gobierno de Catar.

Ello desencadenó pruebas ginecológicas a al menos diez mujeres que viajaban a Australia, algo que denunció la ministra de Asuntos Exteriores, Marise Payne, que calificó el trato recibido a las mujeres de «ofensivo» y «extremadamente inapropiado». Ahora, los responsables responderán ante la Justicia.

Ver los comentarios
Fuente: ABC